Categoría: Noticias

Primera victoria lejos del José Barnés en un difícil partido ante el Bálsicas

El Racing Murcia sufrió hasta el final para llevarse los tres puntos en su visita al Municipal Los Cipreses donde venció por 2-3 ante un Bálsicas Atlético que peleó hasta el final.

BALSICAS ATLÉTICO: JUAN EDUARDO, BARRACHINA (MIN.63, PACO), JUANAN (MIN.63, ISAAC), DEL RÍO, JESÚS, MIGUEL SOTO, FRANCIS (MIN.45, FRANCIS), LEDESMA (MIN.74, FAUS), TUKI, ANTONIO Y ADRIÁN (MIN.45, AISSAM).

RACING MURCIA FC: ANDRÉS NOGUERA, IÑIGO (MIN.45, ÁLVARO MARÍN), MARIO, ORESTE, CARRILLO, ALONSO, PARRA (MIN.45, CARLOS ÁLVAREZ), PORTI (MIN.83, NACHO POVEDA), ORTUÑO (MIN.72, PORTI), MATIAS AQUINO (MIN.71, JESUS) Y CARLOS ÁLVAREZ (MIN.87, JOEY).

ÁRBITRO: EL COLEGIADO SAMUEL GALLEGO CARCEL. AMONESTÓ POR PARTE DE LOS LOCALES A AISSAM, MIGUEL SOTO, DEL RÍO, JESÚS, JUAN EDUARDO Y TUKI, ADEMÁS EXPULSÓ AL PORTERO SUPLENTE ANDRÉS LONDOÑO. POR PARTE DE LOS VISITANTES AMONESTÓ A CARRILLO, PARRA Y JESUS.

INCIDENCIAS: ENCUENTRO PERTENECIENTE A LA JORNADA 7 DE PREFERENTE AUTONÓMICA MURCIANA, DISPUTADO EN EL CAMPO MUNICIPAL LOS CIPRESES.

El partido no pudo empezar de peor manera para los intereses del Racing Murcia y es que en apenas 40 segundos de partido ya se adelantó el Bálsicas Atlético en la primera jugada del partido y eso hizo que los hombres de David Vidal se tuviesen que poner el mono de trabajo para darle la vuelta al marcador.

Las condiciones del césped hacían realmente complicado poner en práctica el fútbol combinativo que tanto le gusta al Racing Murcia y se empezó a jugar con mucho balonazo para las disputas de Carlos Álvarez contra la defensa rival. A los quince minutos de partido, precisamente el guaje asturiano tuvo una buena oportunidad para hacer el empate con un remate de cabeza tras el centro de Parra pero el portero hizo una gran estirada.

Apenas un minuto después, el guardameta del Bálsicas paró el partido para que le trajesen unas botas diferentes para cambiar las que llevaba puestas porque se sentía incómodo, un parón de tres minutos que fueron posteriormente añadidos en la primera mitad.

Después de eso, el partido cambió por completo y después de casi cerca de 20 minutos de idas y venidas y sin ningún dominador, el Racing Murcia empezó a intentar hacer su juego dentro de las circunstancias que dejaba el campo. Ortuño y Matías Aquino empezaron a recibir más el balón y se llegaba con claridad sobre todo por la banda de Parra que dispuso de varias ocasiones pero no lograba encontrar portería pese a su lucha constante.

Cuando ya se encaraban los últimos minutos de la primera mitad, llegaron de manera fugaz dos goles para dar la vuelta al partido. Primero sería Oreste en el minuto 45 el artífice del empate con un gran remate de cabeza tras el saque de esquina puesto por Matías Aquino, pero es que apenas un minuto después sería Carlos Álvarez que tras una jugada un tanto trabada dentro del área la tocó y le dio en la cabeza de un central del Bálsicas y con eso se llegó con ventaja de 1-2 a favor del Racing Murcia al descanso.

Sufrimiento hasta el final

La segunda mitad arrancó de manera sensacional para los intereses del Racing Murcia ya que en menos de 10 minutos, Matías Aquino convirtió un penalti provocado por Carlos Álvarez para poner el 1-3 en el electrónico y ampliar la ventaja.

Después de ese gol, el conjunto de David Vidal se acomodó demasiado en el terreno de juego sin presionar con tanta insistencia y además sin llevar el dominio del esférico que es algo con lo que se siente realmente incómodo. El Bálsicas pese a la diferencia adversa de dos goles lo seguía intentando y poco a poco se veía que estaba más cerca el segundo gol del conjunto local que la posibilidad de ampliar la renta por parte del Racing Murcia.

Cuando el partido entró en los últimos quince minutos, el Bálsicas se fue con todo al ataque y fue en el minuto 76 cuando tras un saque de falta muy bien puesto, con un remate de cabeza el Bálsicas Atlético hacía el 2-3 y se metía de lleno en el partido con el calor de su afición.

El equipo de casa seguía llegando al área rival pero sin mucha claridad y al final, una defensa sólida por parte del Racing Murcia en el último tramo del partido les hizo llevarse la primera victoria lejos de casa que hacía muchísima falta al equipo.

Los despistes en defensa condenaron al Racing Murcia en su visita a Cieza

El Racing Murcia sufrió la primera derrota de la temporada en su desplazamiento al campo de La Arboleja, donde perdió por 2-1.

CD CIEZA: JAVIER MANZANARES, FRAN, JUANFRAN, VALENTIN, LUIS GALINDO, PEPE, PELÉ, RODRIGO (MIN.64, BENJI), JAVI BELLO (MIN.55, BORJA), MARIO Y CRISTIAN (MIN.89, CHORRAS).

RACING MURCIA FC: ANDRÉS NOGUERA, IÑIGO, MARIO, ALONSO, CARRILLO, PITU, PARRA (MIN.45, CARLOS ÁLVAREZ), NACHO POVEDA (MIN.45, JESUS), NICO, ORTUÑO (MIN.72, PORTI) y MATIAS AQUINO.

ÁRBITRO: EL COLEGIADO SAMUEL GALLEGO CARCEL. AMONESTÓ A PEPE, MARIO Y FRAN POR PARTE DE LOS LOCALES.

INCIDENCIAS: ENCUENTRO PERTENECIENTE A LA JORNADA 5 DE PREFERENTE AUTONÓMICA MURCIANA, DISPUTADO EN EL CAMPO MUNICIPAL LA ARBOLEJA DE CIEZA.

El partido empezó con claro dominio a favor del Racing Murcia llegando con mucha insistencia a la meta rival. Con la presión alta impuesta por parte de los hombres de David Vidal, al Cieza no le duraba el balón mucho tiempo y se dedicaban a montar el contraataque de manera rápida para sorprender. En torno al minuto 12 de partido, Pitu hizo una de las cosas que más le caracteriza robar el balón en una salida desde atrás por parte del Cieza pero luego se vio con convicción y se atrevió con un regate exquisito y un disparo con la zurda que por desgracia se estrelló en el larguero.

Después de unos veinte minutos de arranque realmente positivos para el Racing Murcia, el partido se empezó a equilibrar bastante en el sentido de que el Cieza no dejaba avanzar con tanta claridad a su rival. A partir del minuto 25 el partido se convirtió en una situación de muchas idas y venidas pero donde ningún equipo llegaba con claridad hasta el área rival y todos los contraataques se paraban con alguna falta. Cerca del minuto 28 de partido, el Cieza tuvo una falta bastante alejada pero su especialista Javi Bello le pegó realmente bien y el esférico dio en el larguero.

Justo después de que esa falta fuese repelida, el Racing Murcia intentó montar el contraataque pero en los últimos metros antes de encarar al portero rival, Juanfran le robó el balón a Parra y arrancó otra contra metiendo un balón en largo. Cristian tras recibir balón, lo abrió a bandar derecha para la subida de Luis Galindo que con un autopase superó al lateral izquierdo Mario para ponerle un balón raso cruzado en boca de gol a su compañero Mario que de tacón puso el 1-0 para el Cieza.

Después de abrir el marcador, el Cieza se empezó a replegar pero con una presión alta para intentar robar e irse con mayor ventaja al descanso y la tuvieron realmente clara en el minuto 36 cuando Javi Bello le puso un balón al pie a Pelé dentro del área para controlar y chutar con todo el tiempo del mundo pero su control no fue bueno y se quedó Iñigo con ese balón en el error del delantero ciezano.

Faltando diez minutos para la conclusión del primer tiempo, Ortuño se quiso echar un poco el equipo a las espaldas, primero se probó con un disparo lejano y posteriormente tras un sensacional recorte metió un buen pase para Nico pero se encontraba en fuera de juego cuando estaba a punto de encarar al guardameta. En los últimos cinco minutos de la primera mitad, Nico tuvo una buena ocasión con un disparo lejano que encontró portería pero por desgracia el balón se quedó demasiado centrado y el portero pudo despejar a córner.

Un error tira por la borda el intento de remontada

Nada más arrancar la segunda mitad, salieron Nacho Poveda y Parra del terreno de juego para dar entrada a Carlos Álvarez y a Jesús dejando claro David Vidal que ponía toda la carne en el asador para ir a por la remontada en La Arboleja.

En los primeros quince minutos del segundo tiempo, el Racing Murcia estaba totalmente enchufado y haciendo una presión intensa con dos llegadas de Carlos Álvarez en los primeros cinco minutos pero que no fueron resueltas de buena manera. Aún así, estaba generando muchas llegadas a portería rival tanto por bandas como por el centro del campo y en esos compases si un gol tenía que llegar era a favor del Racing Murcia.

En el minuto 55 de partido, Pitu le pegó a una falta que se marchó ligeramente desviada por encima del larguero que pudo ser el empate. Aún asi, tras el saque del guardameta del Cieza, Iñigo metió un balón que con algo de fortuna encontró las botas de Carlos Álvarez para que éste le metiese un balón por alto a Nico que con un control de película la bajó y encaró al portero para batirle por raso y colocar el 1-1 en el luminoso.

Apenas tres minutos después, Jesús tuvo la remontada en sus botas tras un gran disparo de bolea que el portero Manzanares logró atrapar. Habiéndose cumplido ya el minuto 60 de juego, Carlos Álvarez recibió un pase de Matías Aquino pero se encontraba algo escorado a la derecha de la portería y su tiro fue muy blando a las manos del portero ciezano.

En el minuto 67, todo el buen juego que estaba realizando el Racing Murcia se vino abajo, cuando toda la defensa quiso adelantar la línea para forzar el fuera de juego y se coló un balón por en medio de la defensa para un futbolista del Cieza que arrancó desde atrás y se plantó en el mano a mano con Andrés y lo superó para volver a adelantar a su equipo 2-1.

Faltaban veinte minutos para la conclusión del partido, pero al igual que en la primera mitad, el Cieza con el gol se vino arriba y el Racing Murcia cada vez que tenía el esférico y podían más las ganas por empatar que realmente el juego y la estrategia. En esos últimos instantes del partido, el Cieza estaba muy bien plantado y con varias llegadas y remates de cabeza pudieron ampliar la renta pero no encontraron portería.

En conclusión, un partido donde el Racing Murcia quiso llevar la batuta como acostumbra a hacer siempre en todos sus encuentros pero que los goles encajados hicieron mucho daño mentalmente. Aún así, la plantilla ya piensa en el partido del próximo sábado en casa ante el Bala Azul para volver a la senda de la victoria.

Triunfo duro pese al resultado final

Segunda victoria consecutiva de los hombres de David Vidal ante un equipo muy bien plantado como el Villa de Fortuna.

RACING MURCIA FC: ANDRÉS NOGUERA, IÑIGO, MARIO (MIN.82, DIEGO), ALONSO, CARRILLO (MIN.77, ORESTE), PITU, PARRA (MIN.58, PORTI), NACHO POVEDA, NICO (MIN.45, CARLOS ÁLVAREZ), ORTUÑO y MATIAS AQUINO (MIN.76, JESUS).

VILLA DE FORTUNA: OJEDA, ESTEVE, CHICHO, CARACOLES (MIN.74, SANTI), KIKE, , ADRI MARTINEZ, ADRIÁN RUIZ, PEDRO RAÚL(MIN.82, AIMAN), JUANJO, ALBERTO, RICCARDO (MIN.55, JED).

ÁRBITRO: EL COLEGIADO RUBEN MANZANARES MONTIEL. AMONESTÓ A PITU, JESUS, ALONSO Y DIEGO POR PARTE DE LOS LOCALES. POR PARTE DE LOS VISITANTES AMONESTÓ A ADRIÁN RUIZ, CHICHO, CARACOLES Y KIKE.

INCIDENCIAS: ENCUENTRO PERTENECIENTE A LA JORNADA 4 DE PREFERENTE AUTONÓMICA MURCIANA, DISPUTADO EN EL CAMPO MUNICIPAL JOSÉ BARNÉS DE MURCIA. ANTES DEL COMIENZO DEL PARTIDO SE GUARDÓ UN RESPETUOSO MINUTO DE SILENCIO POR EL PILOTO Y LA ALUMNA DE LA ACADEMIA DEL AIRE FALLECIDOS ANTERIORMENTE ESA SEMANA.

El Racing Murcia arrancó el choque de manera frenética y en apenas quince segundos, Matías Aquino metió un pase en profundidad para la carrera de Nico que se plantó frente al portero pero su balón fue blandito directo a las manos del guardameta. Justo en la siguiente jugada, apenas 30 segundos después, cabalgada por banda de Nico que le puso un balón raso y perfecto a Nacho Poveda que se quedó con la portería vacia y mandó el balón por encima del larguero. En algo menos de un minuto, el equipo de David Vidal ya podía ir ganando 2-0 pero los disparos no encontraron portería.

Después de esas dos jugadas del inicio del partido, el balón no tenía dueño y al Racing Murcia que le gusta llevar siempre el ritmo y la posesión le quemaba demasiado el esférico y la presión fuerte del Fortuna no les dejaba pensar con claridad.

A los quince minutos de juego, anularon un gol en fuera de juego a Parra más que dudoso ya que tras un centro perfecto desde la banda izquierda puesto por Nacho Poveda, el extremo derecho remató a portería teniendo al central delante así que a no ser que el linier levantase porque estaba volviendo del fuera de juego no tiene ninguna explicación.

Aún así, con el paso de los minutos el equipo de David Vidal empezó a hacerse con la manija del partido con una banda derecha comandada por Iñigo y Parra que estaban llegando con mucho peligro. Precisamente iba a ser Iñigo en torno al minuto 20 de partido el encargado de poner un pase atrás exquisito para Nico pero el remate del originario de Abarán se estrelló en el larguero y es que parece que el gol está huyendo del máximo goleador de la liga en la temporada pasada.

Prácticamente en la siguiente jugada, Matías Aquino cruzó un balón precioso viendo como se incorporaba Parra por la banda derecha que esta vez ningún tipo de fuera de juego se le iba a resistir para que destrozase el balón con un zapatazo al fondo de la red y estrenase el marcador.

Después de abrir el marcador, el Racing Murcia empezó a perder el dominio por completo y tan solo intentaba sorprender con jugadas rápidas por banda derecha pero sin apenas peligro y la renta aún era muy corta y el Fortuna seguía bastante metido en el partido y sin perderle la cara al choque en ningún momento en esa primera mitad.

Cerca del minuto 37 de partido, Nacho Poveda robó el balón en tres cuartos de campo, hizo tres regates de mucha calidad pero al final acabó pegando con la zurda y su tiro fue muy blandito directo a las manos del portero. Depués de eso, le pitaron una mano a Matías Aquino cuanto menos dudosa ya que estaba completamente de espaldas al árbitro y fue un intento de pase con el pecho para Mario que acabó decretando el colegiado como falta.

Dicha falta no se sacó donde se debía ya que en vez de ponerse en juego donde se pitó la mano se hizo desde donde había controlado Mario pero el árbitro no lo rectificó. Una falta que puso en juego de manera rápida Juanjo, por encima de Mario para que recibiese Adrián Ruiz le hiciese la vaselina a Alonso y luego la metió por la escuadra haciendo imposible cualquier estirada.

En los últimos cinco minutos de la primera mitad, ninguno de los dos equipos quería arriesgar más de la cuenta antes de llegar a vestuarios y se marcharon al descanso con 1-1.

Reacción a tiempo para ganar

Nada más arrancar la segunda mitad, salió Nico del terreno de juego para dar entrada al recién llegado al Racing Murcia, el futbolista Carlos Álvarez para intentar marcar los goles para dar la victoria al equipo.

En los primeros quince minutos del segundo tiempo, el conjunto de David Vidal era incapaz de practicar su fútbol y un Fortuna muy serio se estaba encontrando cómodo sobre el verde y un recién entrado Jed en las filas del conjunto visitante estaba haciendo maravillas cada vez que recibía el esférico. Pero la ocasión más clara para adelantarse el Fortuna iba a venir de las botas de Pedro Raúl tras recibir un balón entre líneas de Adri Martínez y en el mano a mano, el esférico se fue desviado a la derecha de la portería de Andrés Noguera.

En el minuto 70 de partido, cuando peor lo estaba pasando el Racing Murcia, Carlos Álvarez hizo el 2-1 para los suyos con una jugada que arrancaba con un pase perfecto de Ortuño en largo desde su propio campo para Iñigo que controló y puso un centro maravilloso para que el asturiano controlase con el pecho y marcase con su pierna derecha. La diferencia era de tan solo un gol y el Fortuna con velocidad por su banda derecha era una amenaza constante, ante la que tanto Nacho Poveda como Mario apuraban todo su esfuerzo como buenamente podían.

Pero en el minuto 81 de partido iba a llegar la sentencia, un defensor del Fortuna hizo un penalti bastante infantil arrollando a Nacho Poveda cuando se encontraba de espaldas a portería y aún lejos de la portería, el originario de Fortuna se lo pidió y desde los 11 metros la clavó en la mismísima escuadra poniendo el 3-1 a falta de algo menos de diez minutos para el final.

Faltando cinco minutos para el final del choque, Jesús cogió el balón en el centro del campo, abrió a banda izquierda con Porti que siguió con el esférico y luego le puso el balón atrás a Jesús para que la destrozase con la zurda al fondo de la red y poner el definitivo 4-1. Aún así, ya en el tiempo de descuento en una falta rápida por parte del Fortuna estuvieron a punto de hacer su segundo gol con un disparo que se estrelló en la madera.

En conclusión, un partido que empezó de manera sensacional parte el Racing Murcia pero que luego con el empate del Fortuna se vivió un partido de tú a tú pero la calidad de los futbolistas del Racing Murcia les hacen volver a ganar y colocarse en segunda posición.

Victoria contundente en el segundo partido de la temporada

El Racing Murcia consigue un holgado triunfo jugando un fútbol de mucha calidad y con un Matías Aquino en estado de gracia.

RACING MURCIA FC: ANDRÉS NOGUERA, IÑIGO, MARIO, CRISTIAN, CARRILLO (MIN.77, ORESTE), PITU, PARRA (MIN.63, PORTI), NACHO POVEDA, THOMPSON (MIN.56, JESUS), ORTUÑO y MATIAS AQUINO.

EF ALHAMA: DANI, PILOVA, MIGUELIN (MIN.55, ALFONSO), CRISTIAN, CARLOS (MIN.66,ALBERTO), ALBERTO HELLIN (MIN.45, MARIO), GREGORIO, FRAN, BARTOLO (MIN.55,CUKI), CHESCO, JUANJO.

ÁRBITRO: EL COLEGIADO JUAN IGNACIO ROVELLI RICCIARDI. AMONESTÓ A IÑIGO, AQUINO Y ORTUÑO POR PARTE DE LOS LOCALES Y A CARLOS Y FRAN POR PARTE DE LOS VISITANTES.

INCIDENCIAS: ENCUENTRO PERTENECIENTE A LA JORNADA 2 DE PREFERENTE AUTONÓMICA MURCIANA, DISPUTADO EN EL CAMPO MUNICIPAL JOSÉ BARNÉS DE MURCIA.

El Racing Murcia al igual que la semana pasada, salió con todo a por el partido y a los diez minutos de juego Matías Aquino ya avisaba de que podía ser su tarde con un disparo a la media vuelta que se fue ligeramente desviado.

Y como siempre dicen el que avisa no es traidor y a los 13 minutos de juegos, Pitu le puso un balón perfecto a Matías Aquino, que lo bajó con la zurda y desde el borde del área prácticamente rompió el balón quitando las telarañas de la portería y adelantando a su equipo.

Los minutos iban pasando y pese a que el Alhama quería acercarse al área rival, cada vez que los hombres de David Vidal se hacían con el esférico parecía que alguna ocasión clara de gol podía llegar, o bien de las botas de Ortuño que quería todo el momento el balón jugando al ritmo que le apetecía en cada momento o bien con la velocidad por ambas bandas tanto con Parra como Nacho Poveda.

Aún así, el segundo gol de la tarde iba a llegar de las botas de Archie Thompson que tras un mal despeje con la cabeza de la defensa del Alhama, el jugador australiano cogió el balón y con mucha clase hizo una vaselina ante la salida del guardameta para poner el 2-0 en el electrónico.

Cerca del minuto 39 de juego, Parra le metió un gran balón a Matías Aquino para que encarase prácticamente en solitario ante el portero pero el juez de línea levantó el banderín de manera incorrecta ya que salía desde bastante atrás y había dos defensas deshaciendo el fuera de juego y no llegó en ese momento el tercer gol.

Después de esa jugada, el Alhama hizo una gran jugada con un cambio de orientación desde el centro del campo hacía la izquierda que fue a parar a las botas de Gregorio y éste la cambió al segundo palo donde entró con todo Carlos para recortar distancias y colocar el 2-1.

En los cinco minutos restantes de la primera mitad no hubo nada realmente reseñable pero el gol del Alhama les hizo meterse de lleno en el partido antes de encarar la segunda mitad.

Exhibición de fútbol

A los ocho minutos de la segunda mitad, el portero del Alhama se equivocó al coger un balón con la mano cedido por su compañero pensando que el árbitro lo interpretaría como intento de despejé pero fue una cesión bastante clara y allí que fueron entre Nacho Poveda y Matías Aquino a hacer la falta indirecta.

Cuando pitó el árbitro Matías Aquino dio un pase flojito a Poveda que la pisó y llegó el hijo del “Toro Aquino” para pegarle con la zurda y clavar un golazo por la mismísima escuadra y poner el 3-1 en el marcador. Con el paso de los minutos, el Racing Murcia estaba cómodo con el resultado y se mantenía tranquilo y seguro en defensa pero cada vez que pasaba el centro del campo generaba muchísimo peligro.

En el minuto 62 de partido, Ortuño le pegó de manera espléndida a una falta escorada en la zona izquierda y el portero tuvo que meter la manopla para enviar el balón a córner y mantener aún con opciones a su equipo. Pero el originario de Puerto Lumbreras no quería irse sin el premio del gol en la tarde del domingo y cinco minutos después desde la misma zona volvió a golpear a la falta y puso nuevamente al portero en apuros pero tuvo que conformarse sin el lograr su gol pese a una tarde sensacional de fútbol.

Rondando el minuto 73 de partido, un poderoso y apenas recién entrado en la segunda mitad, el joven Jesús remató de cabeza un gran balón que le puso Nacho Poveda hasta el fondo de la red sentenciando en ese momento el partido si es que no lo estaba ya, colocando el 4-1 en el luminoso.

Restaban algo más de 15 minutos para la conclusión del encuentro y el partido ya estaba sentenciado y si llegaba otro gol seguramente sería por parte del Racing Murcia. Cerca del minuto 81 de partido, una vez más Matías Aquino controlaba un balón de Nacho Poveda y se iba directo a la meta rival pero en esta ocasión salió muy rápido Dani para despejar con el pie a la banda.

Faltando cinco minutos para el final del choque, Gregorio probó una vaselina desde lejísimos que se estrelló en el larguero y parece que Andrés Noguera por ahora tiene un conjuro cuando se trata de vaselinas. Y para poner el broche a un partido perfecto, Cristian hizo un precioso cambio de orientación que controló de manera sensacional Iñigo para hacer una internada exquisita por dentro abrir con Porti, este dársela de nuevo a Iñigo que la cruzó al segundo palo donde Matías Aquino entró a rematar a placer para lograr su hat trick y poner el definitivo 5-1.

En conclusión, un partido de dominio absoluto por parte del Racing Murcia que suma sus tres primeros puntos de la temporada jugando un fútbol de mucha calidad y que da gusto ver.

El infortunio del travesaño evita ver una tarde con goles

El Racing Murcia logra un punto que pudo saber a poco en los primeros minutos, pero que es realmente importante por el posible final.

ABARÁN CF: DAVID FERNÁNDEZ, JUANVI, MOROTE (MIN.62, PABLO), PARRALO, SCHUSTER, DANI CÁNOVAS, SECO (MIN.45, ANTONIO), JUANDO, RIVA (MIN.74, JAVITY), ÁNGEL (MIN.59, GUARDIOLA) Y YELO.

RACING MURCIA FC: ANDRÉS NOGUERA, IÑIGO, MARIO, CRISTIAN, CARRILLO, PITU, PARRA (MIN.59, PORTI), NACHO POVEDA (MIN.64, THOMPSON), NICO, ORTUÑO y MATIAS AQUINO.

ÁRBITRO: EL CARTAGENERO ANTONIO ALARCÓN ANAYA. AMONESTÓ A JUANDO POR PARTE DE LOS LOCALES Y A CRISTIAN, NACHO POVEDA Y MARIO, POR PARTE DE LOS VISITANTES.

INCIDENCIAS: ENCUENTRO PERTENECIENTE A LA JORNADA 1 DE PREFERENTE AUTONÓMICA MURCIANA, DISPUTADO EN EL CAMPO MUNICIPAL DE LAS COLONIAS. ANTES DEL COMIENZO DEL PARTIDO SE GUARDÓ UN RESPETUOSO MINUTO DE SILENCIO POR LOS FALLECIMIENTOS DE XANA, LA HIJA DE LUIS ENRIQUE Y FRANCISCO MARIN, EL COMANDANTE DE LA ACADEMIA DEL AIRE, FALLECIDOS ESTA SEMANA.

En los primeros compases del encuentro, el Racing Murcia salió con todo a por el partido, y en apenas dos minutos de juego ya avisaba con una bonita jugada colectiva que arrancaba con un exquisito robo de balón en defensa por parte de Carrillo, que se la dio a Ortuño para que metiese un gran balón entre líneas para encontrar a Pitu y éste se la daba a Nacho Poveda que con una espectacular cabalgada, le puso un balón perfecto a Nico que por desgracia se estrelló en el larguero.

El técnico David Vidal como acostumbra a hacer dando en todo momento instrucciones a sus hombres para que tuviesen el balón y fuesen los dominadores del partido. Sin duda lo logró ya que el Abarán era incapaz de hacerse con el partido, con un Pitu perfectamente plantado y un Ortuño que estaba en todas partes del campo.

A los catorce minutos de juego, una jugada preciosa de Aquino arrancando casi desde el centro del campo deshaciéndose de hasta cuatro rivales colgó un centro totalmente medido a la cabeza de Nacho Poveda que no encontró portería. 

Pocos segundos después, Parra se hizo con un balón tras un mal pase de la defensa abaranera para avanzar metros a toda velocidad y probar su fuerte golpeo desde lejos que se fue relamiendo el larguero.

Después de unos quince minutos de tromba por parte del conjunto murciano, el Abarán animado en todo momento por su equipo empezó a generar más fútbol y a llegar con un poco más de claridad a meta rival, pero los hombres de David Vidal estaban muy sólidos en defensa con un Cristian muy fuerte en la tarde del domingo.

En torno al minuto 25 y poco antes del parón para la hidratación, el Racing Murcia tuvo otra ocasión manifiesta para adelantarse en el marcador. Matías Aquino hizo un gran robo en defensa para dejársela a Mario que puso un precioso balón para Ortuño y el originario de Puerto Lumbreras arrancó la moto desde su propio campo, abrió el balón para Parra que puso un pase atrás y ante un mal despeje de la defensa local, Nacho se hizo con el esférico y su disparo se estrelló en el larguero.

Después de dicho parón, el partido empezó a cambiar y el Abarán movía muchísimo más el esférico, el conjunto visitante parecía que había bajado una marcha y los locales empezaban a tener ocasiones.

Rondando el minuto 38, un disparo ajustado al palo pudo suponer el primer gol del partido para los de casa, pero un Andrés Noguera muy seguro bajo palos despejó muy bien el balón.

En los últimos minutos de la primera mitad, era el Abarán el que llegaba con más claridad y no quería que llegase el descanso, pero no quedaba tiempo para más y con el empate a cero se concluían los primeros 45 minutos.

Un larguero que vale un punto importante

En los diez primeros minutos de la segunda mitad, el encuentro arrancó como un correcalles, ambos equipos sin llevar la batuta y con muchas imprecisiones. Aún así, Nico dispuso de un gran mano a mano contra el guardameta David Fernández tras recibir un magnifico balón de Mario, pero tras intentar el regate, el portero del Abarán metió el pie de manera sensacional.

Poco después, Aquino bajo de manera magistral un balón del cielo enviado por Andrés para abrirla a la banda con Ortuño que jugó rápido para Parra, éste devolvió con Aquino que puso un balón precioso por encima de la barrera, pero Parra no pudo poner el esférico entre los tres palos.

El partido se empezó a equilibrar por completo con muchas idas y venidas, no había dominador claro y si algún equipo marcaba sería por genialidad o por fallo. En el minuto 63 de partido, Yelo tuvo una ocasión clarísima de gol pero Andrés Noguera aguantó de manera sensacional y se tiró para despejar el balón.

Iba cayendo la tarde en el Municipal de Las Colonias y el partido se mantenía con empate a cero y con todo el fondo de la afición del Abarán animando sin parar para ser un jugador más. Cerca del minuto 75 de juego, Matías Aquino probó su zurda desde lejos y a punto estuvo de ser gol con un bote extraño que le hizo el esférico a David Fernández.

Restaban apenas 15 minutos para la conclusión del choque y todo eran idas y venidas sin apenas ningún control en el centro del campo y con ambos equipos sin querer arriesgar mucho y teniéndose máximo respeto. En el minuto 82, el Abarán protestó un posible penalti por empujón tras el saque de una falta, pero el árbitro decretó saque de puerta.

En los últimos compases del partido era el Abarán el que llegaba con más claridad al área rival y el Racing Murcia estaba totalmente cerrado atrás aguantando con uñas y dientes el resultado. El colegiado dio 3 minutos de descuento y en el minuto 92, Yelo se quedó solo ante la salida de Andrés Noguera que probó la vaselina por encima del portero encontrándose ya fuera del área y se encontró con el mismo travesaño que en la primera parte lo hicieron Nico y Nacho por parte del Racing Murcia.

En conclusión, un partido en el que empezó dominando el Racing Murcia en los primeros compases pero que el Abarán con el aliento de su afición se fue creciendo y un resultado justo en un partido precioso pese a no ver goles.